¿Por qué el Evangelio no menciona a los esenios? Los esenios eran el grupo que mejor se preparaba para la venida del Mesías. A él pertenecían la familia materna de María y el apóstol Santiago el Menor


En las obras de Catalina Emmerich se enumeran tres motivos por los que en el Evangelio no se menciona a los esenios: Primero, porque Jesús no tuvo nada que corregirles (se explica que fueron precursores de la Iglesia y de la vida eremítica y de clausura); segundo, porque Jesús quería evitar que se le identificara con ellos -pues era lo que hacían los fariseos, para provocar escándalo y en definitiva hacer ver a los discípulos de Cristo como gente rara: Cristo afirma que si los esenios viven una vida separada es porque tienen esa vocación, que ciertamente (a diferencia del cristianismo) no es la vocación universal a la santidad en el cristianismo-; en tercer lugar, porque los esenios que no se hicieron cristianos se hicieron paganos, y de algunos que fueron cristianos surgieron las primeras herejías. Continúa leyendo ¿Por qué el Evangelio no menciona a los esenios? Los esenios eran el grupo que mejor se preparaba para la venida del Mesías. A él pertenecían la familia materna de María y el apóstol Santiago el Menor